21 de agosto de 2008

Museos en Nueva York


Después de otras dos semanas de vacaciones, una en mi pueblo, en Jaen y otra en Coruña, sigo con mi serie de artículos de Nueva York, y ahora me tocan los museos.

Una cosa que me encantó de Londres es que la mayoría de los museos (excepto algunos, tipo Madamme Toussard) eran gratuitos. En Nueva York no lo son (suelen costar entre 20 y 30 dólares), pero hay pequeños truquitos que te pueden ahorrar bastante dinero:

- El MOMA (museo de arte moderno) es gratuito los viernes por la tarde. Como podéis imaginar las colas son tremendas para entrar ese día, así que si tienes carnet de estudiante, ve cualquier otro día y usa el siguiente truco.

- A los estudiantes (tienes que acreditarlo con un carnet) se les pide una donación VOLUNTARIA para entrar en la mayoría de museos. Te sugieren que la donación sea la mitad de lo que cuesta la entrada para el resto del mundo. Eso te sugieren, pero puedes pagarles 5 dolares, 2 dolares, o lo que te salga del higo, si de verdad quieres pagar algo. Si no, te pondrán mala cara pero te dejarán pasar. Yo esto no lo sabía y me compré el City Pass (lo explico en el siguiente punto), pero algunos chicos que conocí allí sí lo hicieron y pasaron gratis a casi todos los museos. No sé qué carnet de estudiante utilizaron, pero creo que fue el de su universidad en España.

- Si eres del resto de los mortales puedes comprarte el City Pass. Cuesta 75 dólares y tiene una duración de 9 días desde el primer momento que lo utilizas y te permite la entrada en 6 sitios que detallo en los siguientes puntos. Lo mejor que tiene esto es que te permite saltarte casi toodas las colas (y créeme que lo agradecerás si vas a ver la Estatua de la Libertad) o hacerlas más cortitas. Los sitios a los que puedes entrar con el City Pass son:

* La excursion a la Estatua de la Libertad. La estatua está en una islita turística (Liberty Island) entre la isla de Manhattan y Jersey, en el río Hudson. Para ir hay que coger un ferry hasta allí, que sale desde el Fuerte Clinton. Junto a esa isla está Ellis Island, que hacía de oficina de inmigración antiguamente para los barcos de inmigrantes que llegaban a los EEUU. Ahora la oficina está reconvertida en museo de la inmigración (gratuito). La entrada del City Pass te cubre el viaje en ferry hasta la isla de la estatua, estarte el rato que quieras por allí y ver la estatua desde abajo (para subir hay que comprar otro pase); el viaje en ferry desde Liberty Island hasta Ellis Island, dar una vuelta por esa isla y entrar en el museo; y el viaje de vuelta desde Ellis Island hasta Manhattan. Mucha gente se decepciona cuando ve la Estatua de la Libertad, pero a mí me impresionó muchísimo y me mereció la pena. Los días normales (no recuerdo cuáles eran las excepciones) el último ferry hasta la estatua de la libertad sale a las 15:30. A primera vista parece que es bastante pronto, pero se calcula que en la excursión completa se tarda alrededor de 5 horas, así que los que salgan en el último ferry acabarían sobre las 8 y media.



* El mirador del Empire State. Aquí no importa si tienes City Pass o no, porque la cola va a ser bastante larga (yo tardé unos 90 minutos). El Empire es el edificio más alto de Nueva York desde que se cargaron las Torres Gemelas, y tiene un mirador en el piso 86. Encima de este piso 86 todavía hay más, pero salvo que trabajes allí, el paso está prohibido. Al mirador se puede subir tanto de día (con lo que puedes ver toda la isla de Manhattan y parte de los alrededores) o de noche, donde las vistas son incluso más impresionantes, pero sin distinguir prácticamente nada. Yo fui de día y cuando entré con el City Pass me arrancaron la hojita correspondiente al mirador, por lo que no pude volver de noche. A algunas otras personas no se las arrancaron, con lo que quizá podrían haber vuelto. Cuestión de suerte, supongo.

* El Metropolitan Museum. El museo que más me ha impresionado junto al British Museum de Londres. Es enoooorme, y se necesita un día entero para verlo medio bien. En la planta de arriba hay muchísimos cuadros tanto de arte moderno como tradicional. Como no soy muy amante del arte, me gustó mucho más la planta de abajo, donde había desde restos griegos y romanos hasta templos egipcios. Lo que más me gustó fue la sección de armas y armaduras, en la que hay hasta reproducciones de caballeros con las lanzas que utilizaban en las justas. Un consejo: el museo es enorme así que verlo de una sola vez puede ser muy pesado. El caso es que cuando entras y pagas (o enseñas el City Pass) te dan una chapita del color que toque en el día, y te la tienes que poner para que los empleados del museo sepan que no te has colado. Si quieres salir del museo y volver más tarde (en el mismo día o en otro en el que el color de la chapa sea igual), no la tires en el recipiente que ponen a la salida. Guárdatela, y si luego vuelves, cuando pases el control policial para entrar, en lugar de ir a los mostradores para pagar, te la vuelves a colocar.

* El Museum of Natural History. Impresionante también, aunque muy parecido al de Londres. Reproducciones y huesos reales de dinosaurios, muestras de distintos ecosistemas... Es genial. La lástima es que cierra sobre las 17:30 o así, así que hay que darse prisa para verlo.

* El Museum of Modern Art(MOMA). No vi este museo, pero los que estuvieron dijeron que estaba genial. En cualquier caso no soy muy fan del arte (y menos del moderno).

* El Guggenheim. La gran decepción. Lo mejor es la arquitectura del edificio, pero vista desde dentro. Por fuera es más bien normalita. El edificio es una especie de cilindro hueco, y los pasillos por donde se ponen las obras van subiendo en forma de espiral hasta el techo. Como es bastante pequeño (si no vas demasiado lento en una hora se ve de sobra), no tienen espacio para exposiciones permanentes, así que puede que lo que haya en otro momento esté mejor que lo que yo vi. De él destacaría: 1 - la arquitectura, 2 - no esperé cola para entrar gracias al City Pass, 3 - hay muchos baños. ¿No es mucho decir, verdad?

También fui al museo de los Indios Americanos. La entrada es gratuita. Si no fuera así, no recomendaría ir, porque es bastante descafeinado. Es bastante pequeño (cuando fui una de las salas más grandes estaba cerrada por obras), y hablan un poco por encima de las distintas culturas de las tribus que había. En ningún momento se muestra nada relacionado con las masacres que se hizo con ellos ni las reservas en las que se les confinaron... Lo dicho, muy descafeinado.

Vaya ladrillazo me ha salido. Si habéis leído hasta aquí, ¡muchas gracias!

5 comentarios:

Nat dijo...

Leí una parte a mediodía y la otra ahora... XD! Es que me daba mucha pereza.

Aiins, mola que nos restriegues que has estado en Nueva York. ^^

adRy0ne dijo...

yeah, pues el guggenheim es el más famoso...

Sergio dijo...

De nada ;-)

Mrsmoss dijo...

Anda que, tener que leer que el guggenheim es "bastante normalito" por fuera...manda narices!!! Sera que no lo pillaste...animate a averiguar lo que significa!

Saludos

ANIMA MOTRIX dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.